13 Ene 2012

El dolor de espalda y el sistema nervioso

Publicado en: Cuidados de la columna Curiosidades
Escrito por Dr. Ata Pouramini en , , ,
_Ata_
Pide cita online, te atenderé de forma personalizada
Pide cita

La quiropráctica no sólo cura el dolor de espalda, también ayuda a que la salud del cuerpo en general funcione mejor ¿cómo?, mediante la corrección de las subluxaciones vertebrales que afectan a diferentes órganos del cuerpo.

Se podría decir que la columna vertebral, es la línea de la vida. Su función es la de proteger la médula espinal y a las miles de fibras nerviosas que se encargan de regular la salud. Como ya comentábamos en el post anterior, cuando una vértebra se sale de su posición, provoca una interferencia y el cuerpo reconoce que hay algo que no va bien; como por ejemplo, cuando un nervio queda pinzado entre dos vértebras. Estos fenómenos se localizan en la espalda, pero ¿sus efectos se quedan en ella?

La eficacia de la quiropráctica

Cuando la columna está desalineada, se acentúan ciertos problemas: la escoliosis, dolor de espalda, dolor de cabezaartrosis, …. pero los efectos de una subluxación no terminan ahí. Como decíamos, el cerebro envía mensajes a través de la columna vertebral y los nervios de ésta, a cada célula del cuerpo. Cuando una vértebra presiona un nervio, se reduce el suministro de información que las células aportan al órgano. A la larga, los órganos afectados por una subluxación pueden fallar y dar lugar a síntomas o enfermedades.

La quiropráctica, el sistema nervioso y los órganos
La quiropráctica, el sistema nervioso y los órganos

Además de la imagen que explica la relación de la columna con los distintos órganos, os pongo algunos ejemplos. Los nervios de la región del cuello van a la cabeza, hombros, manos y pulmones. Los nervios de la región lumbar están relacionados con a las piernas, los pies, la vejiga, los intestinos, próstata y ovarios. Por poner un caso más concreto, vamos a ver que pasa si no se trata un pinzamiento en un nervio a la altura de en la vértebra L5.  El primer efecto, y el que el paciente notará de forma inmediata, es el dolor de ciática. Una subluxación a esta altura, con el tiempo acaba afectando a la vejiga, próstata y ovarios. Aunque no se pueda sentir el dolor en estos órganos, dejan de funcionar correctamente. La ausencia de dolor no necesariamente implica que estemos sanos, sólo un pequeño porcentaje del sistema nervioso transmite dolor.

En la consulta, es muy habitual escuchar a pacientes comentar que desde que reciben cuidados quiroprácticos, han perdido peso, que no necesitan sus pastillas para la tensión, que los problemas de tiroides remiten o que las dolencias de próstata crónica van desapareciendo.

Para completar esta información, podéis consultar aquí varios estudios que relacionan los pinzamientos en los nervios con los desajustes y trastornos en los órganos, y cómo la quiropráctica, por medio de la manipulación vertebral, puede solucionarlos.

 

 

Pide cita online, te atenderé de forma personalizada
Pide cita
Mostrar comentarios antiguos