01 Dic 2013

Pérdidas de memoria

Publicado en: Novedades de la casa
Escrito por Dr. Ata Pouramini en , , , ,
Perdidas de memoria

Perdidas de memoriaPodríamos considerar que el cerebro es como un músculo, necesita actividad para mantener su función e incluso incrementarla.

Un cierto grado de pérdida de memoria (amnesia) puede ser normal a medida que se van cumpliendo años, del mismo modo que no rendimos igual físicamente.

Las pérdidas de memoria pueden deberse a muchos factores.

Desde el propio proceso natural de envejecimiento a una gran lista de enfermedades.

Hay distintos tipos de pérdida de memoria u olvidos:

“Pérdida de memoria relacionada con la edad”: 

El envejecimiento puede causar algún grado de olvidos, por lo tanto es bastante normal que las personas mayores presenten algunos problemas para aprender cosas nuevas o que necesiten más tiempo. La perdida de memoria asociada con la edad no debe de suponer ningún problema par realizar una vida cotidiana.

“Pérdida de memoria relacionada con el estrés”:

En ocasiones un problema depresivo puede manifestarse como una pérdida de memoria ocasionando lo que podríamos llamar el “olvido inusual”: no ser capaz de recordar hechos nuevos o no ser capaz de acordarse de uno o más episodios del pasado, ya sea de modo transitorio o permanente. Cuando el cerebro está sometido a mucha tensión llega un momento que es incapaz de asimilar ideas y conceptos con orden.

Lo que si que está claro y demostrado es que para retrasar todo este proceso hay que ejercitar continuamente la memoria.

A partir de los 40 años de edad se recomienda adquirir el hábito de realizar actividades intelectuales, “gimnasia mental “.

Muy importante mantener un estilo de vida saludable, reducir el estrés, no fumar ni beber alcohol en exceso, realizar ejercicio físico moderado, 30 minutos diarios es suficiente , controlar la presión arterial y otras enfermedades crónicas que puedan presentarse , mantener un peso adecuado y tener cuidados quiroprácticos.

El principio básico de la quiropráctica es restaurar el equilibrio biomecánico y espinal que influye en el sistema musculo-esquelético. Con los ajustes vertebrales conseguimos que haya unas conexiones neurológicas perfectas.